> Miguel Garví, escritor: 2015

lunes, 28 de diciembre de 2015

LA ESPAÑA ACOMPLEJADA, las minorías.


Cuando íbamos a la escuela nos decían que 5 era más que 1, y nos lo creíamos, vamos... contando con los dedos es así. He hecho la prueba y es verdad. Pero de repente en España se ha producido un hecho insólito, no contamos igual que en Europa, y mucho menos que en el resto del mundo, y eso que el resto del mundo hay países muy avanzados en todas las materias. 

Pues bien, aquí, uno es más que cinco. Los que tienen uno mandan más que los que tienen cinco. Las minorías gobiernan a las mayorías. Esto, sin duda, es un fenómeno a estudiar.

¡Vamos a ver! ¿Si somos más por qué razón les tenemos miedo a los que son menos? Es una cuestión de complejos, diría un psicólogo. 

Con los últimos acontecimientos que están ocurriendo en España, es necesario y preciso, salir ya a la calle y decir ¡Basta ya! ¡Hasta aquí hemos llegado! ¿Cómo se puede consentir en una democracia que partidos políticos que han obtenido votos para ser terceros o cuantos pretendan gobernar? ¿En qué democracia se ha visto esto? En ninguna, ni tan siquiera en los países subdesarrollados, en las repúblicas bananeras, ocurren estas cosas. 

En Castilla la Mancha, hace tan solo unos meses, un partido con un solo diputado, se ha convertido en la llave de la gobernabilidad de esta Región. Un diputado "podemita" está haciendo pasar por el aro a toda una Comunidad Autónoma. ¿Eso es democracia? o ¿es más bien totalitarismo?

Lógicamente todo lo que está ocurriendo es fruto de la escasez de miras de nuestros políticos, la falta de sentido de Estado, que nos va a conducir, más pronto que tarde, a la década de los 90. Retrocederemos en todo, economía, libertades, bienestar social y por supuesto en democracia.

A estas alturas y luego de dos elecciones casi seguidas, las autonómicas y municipales, con las generales hace tan solo unos días, pues visto lo visto que pasaría si en las próximas elecciones todos votásemos en blanco. Ya está demostrado que nuestros votos no sirven para nada. Una vez que "trincan" el acta de diputado, el pueblo no cuenta, es más hasta se tiene la sensación de que te miran con desprecio. Piensan hay cuatro años por delante para volver a sonreír.

Mucho me temo que las cosas tienen que cambiar. Así no podemos seguir "queridos políticos". Dejad de miraros el ombligo, dejad vuestros egoísmos y levantad la frente y mirad alto; España es más importante que vosotros.

viernes, 25 de diciembre de 2015

DESDE LA SERENIDAD Y LA FIRMEZA


Desde la serenidad de haber transcurrido 24 horas y desde la firmeza en las convicciones personales. Hoy sin lugar a dudas me siento orgulloso de su Majestad Felipe VI y del discurso pronunciado anoche con motivo del tradicional mensaje de Navidad al Pueblo Español.
Fue un mensaje sereno y tranquilo, no pudo decir más de lo que dijo, ni menos tampoco. Si todos los políticos fuesen capaces de hablar con la claridad, rotundidad y teniendo las ideas claras, llamando al pan, pan y al vino, vino, yo me sentiría orgulloso de esos políticos.
Pero no me puedo sentir orgulloso de ninguno de ellos. De ninguno, sí. De los que he votado y de los que no he votado. Todos han demostrado que vienen a lo mismo, a servirse de la política. ¡Ojo! no estoy diciendo que todos vienen a robar. No. Vienen a servirse de la política para sus fines personales. Tener poder; que gran palabra, que el pueblo te haga una inclinación de cabeza, que te tengan miedo, que tus deseos sean órdenes. Mas no, "amigo" político a ESPAÑA, con mayúsculas, se le sirve, al pueblo se le sirve, a cambio de unas prebendas, faltaría más, demasiadas, incluso, diría yo para la valía de más de uno.
Anoche, su Majestad, nos dio una lección de democracia, como no había hecho anteriormente ningún Jefe de Estado. Os dijo en vuestras caras que por encima de España ni tan siquiera está Él, y mucho menos vosotros. Si no sois malos entendedores, os dijo que sois unos egoístas, por anteponer vuestros vuestras ideas personales y de partido, ante el bienestar y la vida de los Españoles, esos que tan solo hace unos días os votamos en la seguridad de que os dedicaríais a trabajar sin denuedo por nuestros derechos y para sacar a este País adelante.
A mí en los años de trabajador por cuenta ajena, jamás ningún jefe me sacó los colores llamándome la atención. Ayer, a vosotros, si os los sacaron. A mí se me hubiese caído la cara de vergüenza, pero a vosotros parece ser que no. Es más, hasta alguno se ha puesto gallito y se atreve a contestar diciendo que vulnera sus derechos, o sandeces parecidas.
Os hemos votado para que trabajéis por España, por nosotros, dejaos de cuestiones partidistas y poneos a trabajar para no volver a caer en el pozo del que estamos a punto de salir.
Y por último, recordad que las urnas, afortunadamente, siguen estando ahí.

domingo, 20 de diciembre de 2015

LA ESPAÑA ACOMPLEJADA



No es la primera vez que comienzo un artículo diciendo que España es un país acomplejado. Sí, es cierto, tenemos muchos y profundos complejos, que hasta el mejor psiquiatra no sabría resolver a corto plazo, y sin medidas traumáticas.
Uno de estos complejos y nadie me lo podrá negar, es la vergüenza que sentimos por lo español, por la identidad, pero con mayúsculas. No me vale la identidad facilona de los partidos de la selección de fútbol, la tan mal llamada "roja", después lanzaré un dardo sobre ella. Como decía no me vale ese patriotismo de unas horas o incluso de unos días, mientras dura el Europeo o el Mundial.
Busco y no encuentro esa sensación de sentirse orgulloso de lo que somos y representamos, de lo que hemos sido y con seguridad vamos a ser.
Cuando contemplo algunas películas americanas donde se ven casitas unifamiliares, con un pequeño jardín, y en él un mástil con la bandera de barras y estrellas, siento una envidia sana. No voy a entrar a juzgar como es el pueblo americano, seguro que habría adjetivos para todos los gustos, pero sí, de alguna manera, siento envidia de ver como sienten su bandera y su himno. 
Y hablo de los americanos, quizás, porque son los más cercanos a nosotros por las miles de películas que nos hemos tragado. Podría hablar de otros muchos países, algunos tan cercanos como Francia, Italia, Reino Unido...
¡Qué voy a decir al lector que no sepa! Pero ¿Por qué razón nos avergonzamos de nuestro himno, que lo silbamos? Es vergonzante ver como lo abuchean en las competiciones deportivas, cuando suena por exigencia de las federaciones internacionales, que por si por la nuestra fuera, nada de nada.
Ahora que hemos estado en campaña electoral, ¿se imagina el lector, que de repente, en medio de la oratoria del líder, sonara el himno de España? ¿Es Vd. capaz de imaginarlo? ¿Cómo sería la reacción de ese líder? ¿Y del público? y me da igual el partido político que se tratase. Quizás la cosa podría terminar en un serio altercado público.
¿Somos entonces apátridas? Ni tan siquiera somos eso, al menos seríamos algo. No nos sentimos representados por nuestro himno y nuestra bandera, tampoco por la Comunidad Autónoma, salvo excepciones que es mejor no comentar. ¿Podemos libremente lucir en la solapa un pin con la bandera de España? Seguro que alguien  nos dirá que somos unos fachas. ¿Unos fachas, por qué? ¿Entonces que nos está pasando? ¿Toda nuestra historia no vale para nada?
Cuando hablaba de las selecciones nacionales decía que lanzaría un dardo, no venenoso pero sí algo emponzoñado. ¿Es de recibo ver a unos "niñatos" abrazados mientras suena el himno nacional? No, por supuesto que no. La culpa no la tienen ellos, al menos no toda, pues las enseñanzas que han recibido no son, como diría, del todo correctas. La culpa la tienen las diferentes federaciones deportivas que son incapaces de corregir. El himno nacional se oye en posición de firmes, o, si queremos un poco relajados, pero con respeto, pero no abrazados como un grupo de amiguetes en el bar, el cachondeo luego, si es que se gana. Yo solo les pido una cosa, que piensen que ese momento representan a un País, y con mayúsculas, a todos y cada uno de los que aquí viven. Si la grada viese en esos "niños" otra actitud, quizás, ellos serían más respetuosos.
Toda esta explicación viene a cuento de los trágicos sucesos de París, donde murieron tantas personas inocentes. En ese mismo instante todas las redes sociales se llenaron de la famosa frase "Je suis Paris" y a mí que quieren que les diga, pues me pareció bien, muy bien incluso. Pero unos días más tarde España es golpeada por un grupo radical, me da igual quien fuese, la embajada de España en Kabul es territorio español, y allí murieron dos policías españoles. ¿Cuantas personas salieron a las redes sociales diciendo "Yo soy español" "yo soy policía". Pocas, muy pocas diría yo. ¡Ahí está el complejo!
Vamos a hacer un pequeño esfuerzo y sintámonos españoles, no por un día, si no por siempre, o al menos respetemos a aquellos que se sienten orgullosos de su bandera y su himno.

jueves, 17 de diciembre de 2015

AL FINAL, VOLVEMOS AL PRINCIPIO


Cosa grave fue la que ocurrió ayer en Pontevedra. Muy grave diría yo. Agredir a la segunda autoridad de un país es un hecho excepcional. Pero más grave, aun, si cabe, es que el agresor fuera un menor de edad. Un niñato que debería estar estudiando en su casa a la hora que ocurrió el atentado. Porque fue un atentado, lo queramos o no, se le quiera quitar importancia, limar asperezas, que para todo hay en la viña del Señor.

Me refiero, ahora, al título que le he dado al artículo. ¿Y cuál es el principio?, se preguntará Vd. Pues ni más ni menos que la educación. Sí la EDUCACIÓN con mayúsculas, esa capa que nos debería cobijar a todos, pero que lamento decirlo, está dejando de existir en algunas personas y en otras se está volviendo delgada, casi transparente, diría yo.

Viene siendo una constante y hasta un clásico el referirme a la educación. Para mí es la piedra angular sobre la que se construye la sociedad. Pero esa piedra angular, o bien desapareció, o, bien tiene defectos. En cualquier caso, hará que fracase el edificio y se hundirá más pronto que tarde.

Para encontrar el origen del problema no es necesario remontarnos muchos años atrás. Solo unas décadas son suficientes. Con la llegada de la democracia, cosa importante esa, algunos partidos políticos nos gravaron a fuego la desaparición del principio de autoridad. Autoridad que a muchos padres les vino muy bien delegar la educación en los maestros, y quitarse ellos el problema. Pero los maestros no están para educar, están para formar al niño. La educación es obligación única y obligatoriamente de los padres. Pero claro es más fácil dejar al niño en su habitación con el ordenador, la play, el móvil... que se entretenga y nos deje tranquilos; y luego vienen las consecuencias. No quiero decir que todos los niños son agresores en potencia, pero si no se les educa en unos principios, se puede llegar a serlo. Quizás no sean capaces de hacer algo tan grave como el hecho que comentamos, pero si de algunos actos no por menos graves. Mire el lector a su alrededor, si tan solo le dedica un minuto, observará cosas que no son de recibo. No se respetada nada, la gente está como desquiciada, no se puede hacer el más mínimo comentario sin ser insultados e incluso agredidos.

España es un país acomplejado, y uno de esos, es el problema de los menores. La Ley del Menor. Una chapuza de nuestros políticos que llevará este asunto, según los juristas, a una pena máxima de dos años de reclusión en un reformatorio, que en la práctica se convertirá en menos de un año. ¿Es, o no, una vergüenza? Pues así están las cosas.

jueves, 26 de noviembre de 2015

RECTIFICACION

Se dice y con razón que de ser bien nacidos es ser agradecidos. Con fecha de ayer, 25 de noviembre publiqué en este mismo blog, una reseña sobre una conferencia a la que asistí, "La UME en Albacete".

Hoy he recibido un amable correo del Subdelegado de Defensa en Albacete, agradecido por la citada reseña.
También y ante la "crítica constructiva" que mencionaba en la reseña, me apunta el coronel De Cea, que la falta de asistentes no fue porque no se publicitara lo suficiente, como yo apuntaba. Me indica las gestiones que se realizó desde la Subdelegación sobre los diferentes medios de comunicación de Albacete, prensa, radio y televisión, además del envío de unas invitaciones personales a determinadas autoridades.
Así pues pido disculpas públicas por haber hecho un juicio de valor sobre este asunto basándome exclusivamente en el número de personas que asistieron, y no, y por desconocimiento, en las gestiones realizadas.

miércoles, 25 de noviembre de 2015

LA UME EN ALBACETE

Hoy la Subdelegación de Defensa en Albacete organizó una conferencia-coloquio para dar a conocer de primera mano a la UME (Unidad Militar de Emergencias). Se repartieron una serie de saludas a las autoridades civiles, militares y eclesiásticas. A mí, como es lógico, no me llegó ninguna, no soy autoridad. Cierto es que era de entrada libre y cualquier persona podía asistir. A la llegada al salón de actos de la Excma. Diputación Provincial, lugar elegido para este evento, un soldado, amablemente, te saluda y entrega un ejemplar del libro: " 10 años UME 2005-2015 empieza la historia", un bonito ejemplar, cuidadosamente editado e impreso por el Ministerio de Defensa. A lo largo de sus 237 páginas se hace un repaso de la historia de la UME, así como multitud de fotografías a todo color. Un bonito recuerdo para guardar.

Abrió el acto el Subdelegado de Defensa en Albacete, coronel D. José Ramón de Cea Velasco, quien se encargó de dar la bienvenida a las autoridades y público en general. Dedicó unos minutos a hacer un esbozo de esta Unidad, para acto seguido dar la palabra el comandante Franco, perteneciente al 1er. batallón de la UME con acuartelamiento en Madrid y a la que organizativamente pertenece la provincia de Albacete. A lo largo de más de una hora y media y con el apoyo de unos videos y diapositivas fue desmenuzando la historia de la UME, desde su creación en el año 2005, como consecuencia directa de la gran nevada ocurrida en Burgos y que dejó atrapadas en sus coches a más de 6000 personas y posteriormente, el desastre del incendio de Guadalajara, en el que murieron 11 personas pertenecientes a un retén de la Junta de Castilla la Mancha, por una supuesta mala gestión de este Comunidad. Como decía, fue la espoleta que tuvo el Gobierno de España para dar respuesta a este tipo de desastres naturales y fenómenos meteorológicos adversos. Se dejó a las claras que las Comunidades Autónomas, no estaban, ni están preparadas para asumir estos retos y en el mejor de los casos circunscribirse al ámbito de su Comunidad y no al resto del Territorio, esta es la opinión del que suscribe, no la del Ejercito. Era preciso, pues, contar con una unidad capaz de desplegarse por todo el ámbito nacional, a excepción de País Vasco y Cataluña, como siempre.

Esta Unidad con el altísimo grado de especialización, su movilidad y una cadena de mando, hacen que sean capaces de dar una respuesta en un máximo de 4 horas. El tiempo en estas circunstancias es fundamental para la gravedad de la catástrofe. Se salvan muchas vidas en los primeros momentos de incendios, corrimientos de tierras, terremotos, inundaciones, nevadas...

Es una Unidad altamente operativa, estando distribuida por todo el Estado, con las excepciones comentadas y dividas básicamente en 5 batallones, pero con la salvedad de que no son estancos, y así, por ejemplo, Albacete, aún perteneciendo al primer batallón con sede en Madrid, en caso de emergencia sería el batallón que guarniciona en Valencia el que se hiciera cargo en primera instancia y hasta la llegada de sus compañeros de Madrid y asumiendo el mando.

Quiso el Gobierno que fuera la milicia quienes se hiciesen cargo de esta Unidad al no tener transferida ninguna Comunidad las competencias de defensa nacional, siendo por tanto muy operativo su trabajo al no depender de políticos locales. Su dependencia funcional es directa del JEMAD, estando al frente de ella un teniente general. En la actualidad cuenta con una dotación de 4100 efectivos de los tres ejércitos y cuerpos comunes. Dispone de un gran material para la efectividad de su trabajo, desde aviones, pasando por helicópteros, vehículos de todas las clases, camiones, autobombas, ambulancias y los propios de los Ingenieros que apoyan las necesidades de ese momento.

Recalcó el comandante Franco, y es muy importante, que la UME es autosuficiente y no precisan de otras unidades militares o civiles, si bien en algunas ocasiones han tendido que recibir ayuda ante la gravedad de la emergencia.

Son muy pocos los países que cuentan con unidades de este tipo, EE.UU., Francia, Israel, Japón, Rusia... siendo la española una buena escuela que visitan muchos ejércitos extranjeros para ver su organización.


No puedo cerrar este artículo sin una crítica constructiva al Ministerio de Defensa por la escasez de publicad que se da a este tipo de actos. Prueba de ellos es que además de las autoridades civiles y militares, nos dábamos cita unos pocos civiles. El pueblo está con su ejército aunque a veces tenga la sensación de que los cuarteles son recintos cerrados y que a nadie le importa lo que pasa tras el rótulo de "Todo por la Patria". Está claro que no se puede entrar y salir de los cuarteles como de una cafetería, pero no estaría demás que se abrieran más a la población civil, ahora que el ejército es profesional. Simplemente es una idea y actos como el de hoy, sin duda, contribuyen a hacer más transparente a nuestro Ejército.

viernes, 13 de noviembre de 2015

UNA PENA

Una expresión bastante castiza de Albacete, bueno me imagino que de otros lugares también. Me refiero con ella a lo que está ocurriendo en uno de los más antiguos y bonitos parques de Albacete, la Fiesta del Árbol. Un recinto centenario con su perímetro cerrado y que alberga uno de los símbolos de la Ciudad, los depósitos del agua. Depósitos que como la mayoría de los lectores saben, y si no se lo digo yo, nunca llegaron a funcionar, o por mejor decir, la torre de estos depósitos. Un error en el cálculo de la presión que debería arrojar, impulsaba el agua a tal fuerza que reventaron las tuberías.

Se construyó allá por el año 1944 y desde entonces ha permanecido impávido, viendo pasar el tiempo y los avatares de esta Urbe. Pasó de no tener ninguna utilidad, bueno tampoco eso es del todo cierto, era y es un símbolo, con sus casi 68 m. de altura se puede ver desde cualquier punto que se aproxima a la ciudad. Decía que pasó de eso a convertirse en un mirador. El equipo de gobierno socialista se puso manos a la obra y tras gastar 7,6 mm. de €, alguien dirá que no los pagó el Ayuntamiento, y es cierto, pero se gastaron esa ingente cantidad de dinero público. No es el momento de entrar en consideración sobre su posible despilfarro, se gastó y eso ya no tiene vuelta de hoja. Lo que sí la tiene es la aptitud del anterior gobierno del PP en no querer poner en marcha esta obra faraónica ya terminada, aduciendo que adolecía de defectos de obra. Celos, sin duda, del anterior equipo municipal.


Lo cierto es que han pasado más de cuatro años y el mirador sigue cerrado. Los nuevos gestores del Ayuntamiento, azuzados, por sus socios de Ciudadanos, se han visto obligados a poner en servicio el mirador y las instalaciones anexas, los antiguos depósitos.

El haber estado cerrados y abandonados, han propiciado que sean precisos 350.000 € para su puesta en funcionamiento. Las instalaciones han sufrido diversos actos vandálicos, y robos en su interior. ¿Falta de vigilancia?, por supuesto. ¿Desgana?, también. ¿Incivismo?, sobre todo, pero esa es la realidad.

También se adujo para no poner en marcha la obra, que no era rentable. Vamos a ver señores políticos, ¿es que Vds. son rentables? Para nada. Nos cuesta más su mala gestión, que haber tenido a una serie de personas allí trabajando. Ignoro cuantas, me imagino que pocas, pero tener que gastar 350.000 € en algo terminado me parece que no es gestionar bien. Haciendo "la cuenta de la vieja", con ese dinero se podrían haber ocupado a 3 personas durante 5 años, además de que estas instalaciones algo producirían, con lo cual podríamos hablar de algún año más o tal vez otra persona ocupada.

Mucho me temo que habrá que poner más dinero sobre la mesa para ver este mirador abierto al público.


domingo, 8 de noviembre de 2015

LA VICTORIA DE LA LIBERTAD: La Policía Nacional contra el terrorismo

Museo Municipal

Albacete ha tenido la suerte de contar por unos días, desde el 6 al 15 de noviembre, y en el espléndido marco del Museo Municipal, en la sede del antiguo ayuntamiento, con la exposición itinerante sobre el terrorismo. Una bellísima exposición, no porque los objetos allí expuestos sean bellos, sino porque reflejan de alguna forma toda la historia de la lucha contra el terrorismo que sufrió la España contemporánea, desde el tardo-franquismo, allá por el año 1968, cuando cae el primer policía asesinado. Recordar, solo, que esta muestra se refiere a la lucha antiterrorista de la Policía Nacional.

Nada más acceder a la exposición nos encontramos con un tótem en el que hay una serie de frases. Me quedo con la primera: "La sociedad española merece un futuro en paz y sin terrorismo" y otra: "La Policía española nunca bajará la guardia en defensa de la democracia y la convivencia".

La presentación está divida en cuatro áreas temáticas: Verdad, Justicia, Memoria y Dignidad. Adosado a las paredes encontramos unos murales donde dan explicación a cada una de estas premisas.
Paneles informativos

Verdad: "Durante cinco décadas, España ha sentido de cerca la barbarie y la sinrazón de la violencia terroristas.
Una violencia brutal, cobarde y premeditada sufrida directamente por policías que fueron vilmente asesinados o gravemente heridos.
Los daños irreparables a las vidas humanas y  los estragos producidos han sido innumerables.
El conocimiento de los daños causados por la violencia terrorista, sin equidistancias, ambigüedades ni justificaciones, señala claramente quienes fueron víctimas y quienes verdugos."

Justicia: "La Policía española no solo ha sufrido el zarpazo terrorista sino que también se ha entregado en cuerpo y alma para conseguir el fin de esa lacra criminal.
La respuesta policial, basada en la investigación, el trabajo constante y tenaz y la cooperación internacional, ha conseguido la detención y puesta a disposición judicial de centenares de terroristas.
El trabajo policial contra el terror es un homenaje y un acto de justicia permanente de la institución policial para los que un día fueron y siguen siendo compañeros".

Memoria: "La fuerza y la claridad del testimonio de cualquier victima tiene una importancia fundamental para entender el sufrimiento y el mérito de sus vivencias.
La gran familia policial ofrece múltiples testimonios de ese sufrimiento y respuesta ejemplar. Un sufrimiento que durante mucho tiempo no fue exteriorizado ni valorado en su justa medida por la ciudadanía.
Estos testimonios son la mejor forma de elevar la voz de las victimas sobre el ruido de la violencia. Es el modo de sacar del anonimato y del silencio a los policías asesinados y heridos. En definitiva, una lucha en la que las únicas armas son las palabras y el recuerdo".

Dignidad: "La perspectiva que da el paso del tiempo, a través de una mirada hacia el pasado reciente, ensalza la figura de los policías que perdieron su vida o que resultaron heridos en atentados terroristas.
Todos ellos son un referente ético de la defensa de la libertad frente a la barbarie criminal. La sociedad española no puede ni debe olvidarles. Unos policías que se han convertido en auténticos héroes y que contribuyen, sin duda, al acervo más importante de la institución policial.
El conjunto de la sociedad está en deuda con ellos, con sus familias y seres queridos, por su ejemplo de vida y entrega hasta el extremo".

El primer policía asesinado fue el comisario Melitón Manzanas, jefe de la brigada político-social de Guipúzcoa. No fue la primera víctima, antes hubo otra e inocente, quizás todos lo fueron. Se trata de la niña de 22 meses, Begoña Urroz Ibarrola, asesinada de una forma brutal el día 27 de Junio de 1960, en la estación de Amara, cuando una maleta incendiaria explotó en la consigna de esta estación, alcanzándola de lleno y produciéndole quemaduras en el 90% de su cuerpecito, a consecuencia de las cuales falleció unas horas después en el hospital. Nunca el régimen anterior quiso reconocerla como víctima del terrorismo, para no aceptar la cruda realidad que se empezaba a vivir en el País Vasco.
Luego vendría un largo y sangriento camino, en el cual se dejaron la vida 186 policías nacionales, 100 heridos graves y 222 huérfanos. Son solo frías estadísticas, aunque necesarias. Solo la muerte de uno de ellos hubiese sido suficiente para crear dolor y tragedia, pero a lo largo de esos cincuenta años, buena parte del territorio nacional se vio sembrado de dolor y regado de sangre de hombres y mujeres que dieron lo mejor de sí mismos, su vida, y no eligieron su muerte ni el lugar ni el momento, en su ánimo no estaba morir.
También un panel recoge testimonios directos de policías heridos y familiares, yo destacaría uno que me ha impresionado: "Todo el terrorismo ha marcado mi vida. Me ha fastidiado todo... no ya lo que no he podido disfrutar, sino lo que él se ha perdido. Lo joven que era... no ver a su hijo de policía. (Alicia Muñoz Araujo, hija del inspector Andrés Muñoz Pérez, asesinado por ETA el día 12 de junio de 1991 en Madrid)

Tanto dolor para nada, pues nada han conseguido de la sociedad española, quizás sí, odio. Pero no doblegar a un pueblo que quería la democracia y sobre todo vivir en paz. Ni tan siquiera crearon miedo, un hijo de este inspector asesinado es también policía.
El final del camino y ojalá sea corto, lo cerró la muerte del inspector Eduardo Antonio Puelles García, el día 19 de junio de 2009.
Ollas trampas

La exposición muestra diversos objetos que las diferentes bandas terroristas que han existido a los largo de esta cincuentena. Desde rudimentarias bombas lapa hechas con un taper, cajitas de madera, bombas de relojería, elementales transmisores para hacer detonar a distancia bombas, todo bastante cutre pero que causaron mucho dolor y pérdidas de vidas humanas. Pueden verse, también, alguna de las armas que utilizaron para cometer atentados, subfusiles, pistolas, revólveres... y como colofón unos maniquíes que muestran la vestimenta de los policías encargados de enfrentarse en primera línea con terroristas, un traje de artificiero con una leyenda en la que se detalla el peso de cada una de las piezas que lo compone. Se muestra, también, un robot teledirigido para desarmar o neutralizar explosivos.
Robot

Equipamiento antiterrorista
Traje artificiero






Es una muestra interesante y recomendable para aquellas personas interesadas en este tema, que sin duda debemos ser todos, pues con su visita rendimos un pequeño homenaje  a estas mujeres y hombres que cada día salen a la calle a defendernos y para que podamos dormir un poco más tranquilos.

Al terminar el recorrido se ha dispuesto una mesa con hojas para dejar testimonio o mandar un mensaje de ánimo.


jueves, 5 de noviembre de 2015

TOCAR A ARREBATO

Campanario de iglesia

Esta frase hace años que no se usa, afortunadamente. Muchos de los que están leyendo este artículo no sabrán lo que significa, y menos la habrán usado alguna vez. Era de uso común, sobre todo en los pueblos, donde la única forma de llamar la atención del vecindario era tocar las campanas de la iglesia. Cada toque tenía un sonido diferente y significaba algo distinto. 
El toque de arrebato era el más impopular, pues significaba algo grave, que estaba ocurriendo o bien iba a ocurrir de una forma inminente. Al oírlo las personas se congregaban en la plaza del pueblo, normalmente en ella estaba el ayuntamiento. Era allí donde el alcalde daba a conocer lo que acontecía o iba a acontecer y se daban las primeras órdenes o instrucciones a los convecinos. Normalmente eran incendios en el casco urbano o en zonas próximas al pueblo, en los montes cercanos, etc. Y si nos remontamos aún más, se advertía sobre un posible ataque al pueblo por parte de enemigos, moros, sarracenos, bandoleros...

Hoy es inconcebible el toque, primero porque el campanero ya no sabe tocarlo y el pueblo en general, interpretarlo. En las ciudades nunca existió, como es lógico. Pero hoy en todos los pueblos y ciudades de España están tocando a arrebato. Nadie oye tañer las campañas de las iglesias, pero sí repiquetean las televisiones, las radios y los periódicos, sobre lo que está ocurriendo en esa parte de España. En un afán desmedido han conseguido, determinados personajes de diferente índole social y de pensamiento unirse para intentar quebrantar la voluntad de todo un pueblo e intentar crear una enemistad viceversa cuando no la hubo nunca. Un odio entre hermanos con una única satisfacción de ser ellos los protagonistas, "quítate tú para que me ponga yo", el atropello para mayor gloria y honor de sus familias, hemos fundado la nueva república. Ni han pensado ni les importa el final. El monstruo que van a crear y que los engullirá, pero para entonces habrán llevado a la ruina a unas de las zonas más prósperas de España.
Parlamento de Cataluña

Hoy tocan a arrebato en España, porque un general en la reserva, todo un JEMAD, nada más y nada menos, se alía con los "podemitas", esos que amparan, reconocen y defienden a aquellos que asesinaron a compañeros suyos, en esos años durísimos de la transición. 
General en la reserva J. Rodriguez

Y para terminar vuelven a tocar a arrebato, el Constitucional, oiga, para enmarcar. Portada en todos los periódicos digitales y cabeceras de telediarios: "El Constitucional vota por unanimidad a favor de permitir el debate sobre la independencia en el Parlamento de Cataluña".

Tribunal Constitucional

martes, 3 de noviembre de 2015

EL SÍNDROME RAJOY

Mariano Rajoy Brey

Los hechos que están ocurriendo en la comunidad autónoma de Cataluña son de una gravedad tal, que yo sinceramente no comprendo a qué está jugando el Presidente del Gobierno del Reino de España. Desde hace unos días se dedica a llamar a diferentes líderes políticos para escenificar una pose de sofá en el palacio de la Moncloa. 

¿Cuánto tiempo hace que en España ocurrieron unos hechos parecidos en gravedad? No demasiado, concretamente 84 años. Fueron las elecciones generales del 12 de Abril de 1931, convocadas por el entonces Presidente del Consejo de Ministros, Almirante D. Juan Bautista Aznar. De las 81.099 concejalías en juego, los monárquicos consiguieron 40.324, prácticamente el 50%, se desprende, por tanto que habían ganado las elecciones. Elecciones que recordemos eran municipales, no constituyentes. Sin embargo los partidarios de la república hicieron suyas estas elecciones y de una forma unilateral proclamaron la Segunda República, al considerar los resultados como un plebiscito a favor de la República. 
Almirante Aznar

Otro Presidente blando, el almirante Aznar presenta su renuncia a Alfonso XIII. El Conde de Romanones inició contactos con Niceto Alcalá-Zamora, que en breves horas se había autoproclamado Jefe de Estado y Presidente del Consejo de Ministros, para obtener la seguridad sobre la vida del Monarca, el cual se eximió de garantizar nada, y sí, en cambio, exigió la inmediata salida de España del Rey y este en otro alarde de cobardía, abandona el País el día 14 de Abril, es decir escasamente 48 horas después de la elecciones.
Niceto Alcalá-Zamora

Tras esta pincelada de historia, la historia es muy importante y no debemos olvidarnos de ella, pues siempre nos recordará algo, ¿hoy que tenemos? Pues una situación no igual, pero sí parecida. Una comunidad autónoma que al amparo de unas elecciones al parlamento, y sin haber conseguido mayoría ningún partido, un grupo minoritario, de ellos, inicia los trámites para declarar la independencia de Cataluña. En la constitución de su parlamento hace unos días, su presidenta, Carmen Forcadell, en un durísimo discurso sectario dice: "pongámonos a caminar, iniciemos el proceso constituyente [...] Viva la democracia, viva el pueblo soberano, viva la república catalana". Esto ya sería suficiente para que esta "señora" no estuviese en el Parlamento, sino en otro sitio. 
Carmen Forcadell

Todo lo que está ocurriendo tiene respuesta y está recogido en nuestro ordenamiento jurídico.

Artículo 155 de la Constitución Española.

1.     Si una Comunidad Autónoma no cumpliere las obligaciones que la Constitución u otras leyes le impongan, o actuare de forma que atente gravemente al interés general de España, el Gobierno, previo requerimiento al Presidente de la Comunidad Autónoma y, en el caso de no ser atendido, con la aprobación por mayoría absoluta del Senado, podrá adoptar las medidas necesarias para obligar a aquélla al cumplimiento forzoso de dichas obligaciones o para la protección del mencionado interés general.


2  Para la ejecución de las medidas previstas en el apartado anterior, el Gobierno podrá dar instrucciones a todas las autoridades de las Comunidades Autónomas.


Y tenemos más ordenamiento jurídico:


Artículo 544 del Código Penal:          

1.    Son reos de sedición los que, sin estar comprendidos en el delito de rebelión, se alcen pública y tumultuariamente para impedir, por la fuerza o fuera de las vías legales, la aplicación de las Leyes o a cualquier autoridad, corporación oficial o funcionario público, el legítimo ejercicio de sus funciones o el cumplimiento de sus acuerdos, o de las resoluciones administrativas o judiciales.
      Son reos del delito de rebelión los que se alzaren violenta y públicamente para cualquiera de los fines siguientes:
      ...
   5.º Declarar la independencia de una parte del territorio nacional.



Los acontecimientos que se están viviendo, pues, son de tal gravedad que cualquier presidente de un gobierno elegido democráticamente, como lo es el de España, hubiese tomado cartas en el asunto, pero de una forma proactiva, sin subterfugios, dando la cara. Pero este hombre se está refugiando y escondiéndose detrás de una serie de líderes políticos para que saquen las castañas del fuego. A mí y hasta cierto punto me parecería bien que consensuara la actuación con el líder de la oposición y alguna persona más. Pero recibir y escenificar en la Moncloa a personajes como el líder de los "podemitas", otros como Alberto Garzón, ¿qué le va a decir este hombre a Rajoy? lo que le ha dicho, que no cuente con él. Se va a entrevistar también con los presidentes autonómicos, pero... ¿para qué?

Vd. señor Rajoy con quien tiene que contar es con su Consejo de Ministros y sobre todo con el pueblo español, que le va a respaldar a ciegas en su actuación, en la acción de dar un puñetazo sobre la mesa y decir ¡basta ya! Jamás, como ahora, tendrá el respaldo de todo el pueblo, aprovéchelo y sea valiente, y si no lo es, pues deje paso a personas que tienen una altura mayor que la suya, me refiero a altura de miras y más valentía. Si persiste en su actitud nos llevará a un callejón sin salida y Dios no lo quiera a un derramamiento de sangre.

Aproveche la oportunidad para que ningún psicólogo pueda bautizar este hecho como el "síndrome Rajoy".

domingo, 1 de noviembre de 2015

El poder de los ignorantes

Un artículo de Miguel Garví Sánchez



El tiempo pasa para las cosas materiales, pero no para las palabras. Está de moda, estos días, el filósofo y académico Emilio Lledó, al haber alcanzado el galardón del premio Princesa de Asturias de la Comunicación y Humanidades. No es que antes no lo estuviera, es que a estas personas no les gusta el protagonismo, el filósofo siempre ha preferido el rincón oculto que te permite pensar y escribir. De Él me ha llamado la atención una frase: "Lo terrible es que un ignorante con poder determine nuestras vidas". Se dan cuenta de la profundidad de la frase. Es espantosa la realidad. Que pocas personas han pensado en ella y nos afecta a todos, sí, todos estamos bajo ese yugo del que casi nunca nos damos cuenta.

Hablaba. Lledó, en una entrevista reciente, sobre los tres escalones que tiene que contemplar el hombre para ser feliz. "El cuidado de la mente", el psique. "El cuidado del cuerpo" somos naturaleza. "El cuidado de la riqueza" de los bienes. Cuando estos estadios se mantienen en ese orden, el hombre es feliz, más cuando intenta alterarlos y lo consigue, se pone el mundo en peligro y lo lleva a la falta de esperanza. ¿Nos empiezan a sonar algunas cosas que están ocurriendo a nuestro alrededor? Verdad que sí. ¡Qué simple, pero que rotundo!

Yo añadiría una de mis constantes en mis escritos, la educación. La educación es el ser al hombre, no hay hombre sin educación. ¡Y qué olvidada la tenemos! Cómo es despreciada por todos los políticos que nos gobiernan. Ninguno, sí, ninguno quiere un pueblo bien formado, con ansias de saber. Ese pueblo sin duda sería muy peligroso, le llamaría de tu al político de turno y eso es cosa grave.

Esta larga reflexión viene a cuento de unas tontas palabras pronunciadas por uno de nuestros políticos, famosillo él, y del que me niego a hacerle publicidad. En una de sus salidas de tono y cuando algún periodista le pisa el "callo". Un político del signo contrario le recrimina que no hay transparencia en su gestión, y el hasta hoy presidente de una autonomía, sin haber ganado las elecciones, dice: "al Defensor del Pueblo mandaremos las listas de espera y sobre todo la espera de las listas, que ha habido durante cuatro años, yo creo que tienen una desorientación , a ver si asimilan que ya no están en el Gobierno, pero oye, yo como decía Napoleón, "el" adversario cuando está "despistao" mejor no molestarle". Sin comentarios, ¿verdad?

Al tiempo de redactar estas líneas, me viene a la cabeza una de las numerosísimas películas protagonizadas por el genial Mario Moreno "Cantinflas". Hace referencia a las personas que se sienten dueñas del mundo. Intento transcribir la escena de la película: 
"¿Qué es la burocracia?" y con su peculiar ingenio dice: "Proviene del Francés bureau que significa escritorio y del Griego Kratos, que significa poder, el poder de los escritorios". Y más tarde añade: "¿Qué es la democracia? El poder del pueblo por el pueblo y aunque ellos también son pueblo, se olvidan de los que están ahí fuera, de los que hacen colas, porque ellos vienen a pagar sus impuestos, para con ellos pagarles a Vds. sus sueldos" Habrán adivinado que se dirige a un político. Y yo añado, sus dispendios, sus excesos, sus coches oficiales, algún día hablaré del coche oficial, hoy no es el momento, ah y se me olvidaba, de sus jubilaciones máximas por unos pocos meses de cotización. 

Seguro que estoy predicando en el desierto, pero me da igual, con que solo uno de nuestros políticos se dé por enterado, de que solo son “aves de paso” y que mañana habrá otro en su lugar, que seguro lo hará peor que él y que pasará a engrosar las listas del batallón de los olvidados, pues la mayoría nada habrán aportado y serán condenados, como todos los demás, al olvido y al ostracismo.

miércoles, 28 de octubre de 2015

A ESAS PERSONAS QUE SE CREEN DUEÑAS DEL MUNDO

Entrada Congreso de los Diputados

El tiempo pasa para las cosas materiales, pero no para las palabras. Está de moda, estos días, el filósofo y académico Emilio Lledó, al haber alcanzado el galardón del premio Princesa de Asturias de la Comunicación y Humanidades. No es que antes no lo estuviera, es que a estas personas no les gusta el protagonismo, el filósofo siempre ha preferido el rincón oculto que te permite pensar y escribir. De Él me ha llamado la atención una frase: "Lo terrible es que un ignorante con poder determine nuestras vidas". Se dan cuenta de la profundidad de la frase. Es espantosa la realidad. Que pocas personas han pensado en ella y nos afecta a todos, sí, todos estamos bajo ese yugo del que casi nunca nos damos cuenta.

"Lo terrible es que un ignorante con poder determine nuestras vidas"

Hablaba, Lledó, en una entrevista reciente, sobre los tres escalones que tiene que contemplar el hombre para ser feliz. "El cuidado de la mente", el psique. "El cuidado del cuerpo" somos naturaleza. "El cuidado de la riqueza" de los bienes. Cuando estos estadios se mantienen en ese orden, el hombre es feliz, más cuando intenta alterarlos y lo consigue, se pone el mundo en peligro y lo lleva a la falta de esperanza. ¿Nos empiezan a sonar algunas cosas que están ocurriendo a nuestro alrededor? Verdad que sí. ¡Qué simple, pero que rotundo!

Yo añadiría una de mis constantes en mis escritos, la educación. La educación es el ser al hombre, no hay hombre sin educación. ¡Y qué olvidada la tenemos! Cómo es despreciada por todos los políticos que nos gobiernan. Ninguno, sí, ninguno quiere un pueblo bien formado, con ansias de saber. Ese pueblo sin duda sería muy peligroso, le llamaría de tu al político de turno y eso es cosa grave.

Esta larga reflexión viene a cuento de unas tontas palabras pronunciadas por uno de nuestros políticos, famosillo él, y del que me niego a hacerle publicidad. En una de sus salidas de tono y cuando algún periodista le pisa el "callo". Un político del signo contrario le recrimina que no hay transparencia en su gestión, y el hasta hoy presidente de una autonomía, sin haber ganado las elecciones, dice: "al Defensor del Pueblo mandaremos las listas de espera y sobre todo la espera de las listas, que ha habido durante cuatro años, yo creo que tienen una desorientación , a ver si asimilan que ya no están en el Gobierno, pero oye, yo como decía Napoleón, "el" adversario cuando está "despistao" mejor no molestarle". Sin comentarios, ¿verdad?

Al tiempo de redactar estas líneas, me viene a la cabeza una de las numerosísimas películas protagonizadas por el genial Mario Moreno "Cantinflas". Hace referencia a las personas que se sienten dueñas del mundo. Intento transcribir la escena de la película: "¿Qué es la burocracia?" y con su peculiar ingenio dice: "Proviene del Francés bureau que significa escritorio y del Griego Kratos, que significa poder, el poder de los escritorios". Y más tarde añade: "¿Qué es la democracia? El poder del pueblo por el pueblo y aunque ellos también son pueblo, se olvidan de los que están ahí fuera, de los que hacen colas, porque ellos vienen a pagar sus impuestos, para con ellos pagarles a Vds. sus sueldos" Habrán adivinado que se dirige a un político. Y yo añado, sus dispendios, sus excesos, sus coches oficiales, algún día hablaré del coche oficial, hoy no es el momento, ah y se me olvidaba, de sus jubilaciones máximas por unos pocos meses de cotización. 

Seguro que estoy predicando en el desierto, pero me da igual, con que solo uno de nuestros políticos se dé por enterado, de que solo son "aves de paso" y que mañana habrá otro en su lugar,  que seguro lo hará peor que él y que pasará a engrosar las listas del batallón de los olvidados, pues la mayoría nada habrán aportado y serán condenados, como todos los demás, al olvido y al ostracismo.

viernes, 23 de octubre de 2015

ROSAS NEGRAS EN KOSOVO de Jesús Cortés

El autor
El autor: ¿Quién es Jesús Cortés? Jesús Cortés Zarzoso es un escritor valenciano, nacido en Torrent en 1962. Trabaja como traductor y corrector de textos y desde 1992 se dedica también a la escritura y ha publicado 17 títulos, "Rosas negras en Kosovo", "La Odisea", "Frankenstein", "Drácula", "Le confessions de Titus Bums", son algunos de ellos, también es el autor de varias publicaciones técnicas. Ha obtenido el "Premio Bancaixa en 1997 por "No em post dir adéu" y el "Premio Vicent Silvestre en 1999 por "L´ull de la momia". Escribe en Valenciano y algunas de sus obras han sido traducidas, como esta, "Rosas negras en Kosovo"
Dice de Él: "Escribo por diversión y también por una especie de necesidad vital. Escribo, asimismo, porque la hoja de papel es un blindaje perfecto contra la incertidumbre. Gracias a eso, todas las mañanas existe una brújula que te marca el rumbo".

Reseña del editor: La guerra ha estallado en Kosovo. Las bombas de la OTAN castigan al régimen serbio y, amenazada de muerte, la población albanokosovar se ve obligada a huir en masa hacia los países vecinos. Miles de exiliados cruzarán sus vidas en las caravanas de la muerte. Deportados como Vuk Bukoshi y Biljama Muthari, un ex combatiente de la guerra de Bosnia y una hija de granjeros, tendrán que enfrentarse al éxodo con el desengaño y la esperanza como únicas armas.
Rosas negras de Kosovo es una historia impactante que nos sitúa de lleno en el corazón mismo de la tragedia de los refugiados, un drama inherente a la barbarie en la que se ha convertido las guerras modernas.
Portada del libro


Datos técnicos:

Título: Rosas negras en Kosovo
Autor: Jesús Cortés Zarzoso
Editorial: Algar Joven
Edición: Tapa blanda
Publicado en 2002
Páginas: 157
ISBN: 84-95722-06-2
PVP: 9,95 €

Impresiones: Desgarradora historia de la huida de un grupo de albaneses a lo largo de un territorio en busca de una frontera y de un país que los quiera acoger. Es un hecho excesivamente reciente en el tiempo, casi todos lo hemos vivido a través de la televisión y los diferentes medios de comunicación. Fue una tragedia para la Europa moderna, que no sé hasta qué punto supo gestionar. Se derramó demasiada sangre, sobre todo de inocentes, y se abrieron heridas que quizás nunca se cierren.
La novela cuenta la historia de ese peregrinar de unos personajes que se ven obligados a abandonar sus casas para evitar una muerte segura y que quizás, también, se encaminen a ella. A lo largo de la obra, cada personaje irá desgranando su vida, en medio de la desgracia, el hambre, el frío, la enfermedad y sobre todo la intransigencia humana, llevada a los más altos grados de crueldad entre seres humanos, capaces de las mayores atrocidades por unos ideales efímeros y unos odios contenidos demasiado tiempo.
Se pueden entresacar algunas frases del autor: "La diplomacia internacional que intentaba resolver el nuevo conflicto en los Balcanes estaría más pendiente de la hora de la comida que de las conversaciones de paz que llevarían a cabo entre vajillas de porcelana y cuberterías de plata". La muerte como principal protagonista de la novela: "Rosas negras, tumbas negras... El negro es el color de la guerra y tarde o temprano acaba ennegreciendo todo".
Novela estructurada en 15 capítulos, con personajes muy definidos y un relato tan real, que parece que el autor es un corresponsal de guerra que narra lo que ve, en lugar de una historia inventada, que bien fue realidad.

Conclusión final: Excelente obra que sin duda es un canto a la barbarie humana, mostrando a las generaciones más jóvenes la crueldad de la guerra moderna, donde la población civil es la que se lleva la peor parte. La recomiendo muy vivamente, para no por sabido, olvidar de lo que es capaz la condición humana, fruto del egoísmo de unos pocos. 

Muchas gracias a la editorial por enviarme este libro.






jueves, 22 de octubre de 2015

MI COLOR PREFERIDO ES VERTE de Pilar Eyre

La autora
La autora: ¿Quién es Pilar Eyre? Pilar Eyre Estrada, escritora y periodista, nacida en Barcelona el 13 de Septiembre de 1951. Licenciada en Filosofía y Letras y en Ciencias de la Información. Ha ejercido el periodismo como columnista, entrevistadora y reportera en diversos periódicos y revistas (Hoja del Lunes, Mundo Diario, La Vanguardia, Interviú, El Periódico de Catalunya y El Mundo, entre otros) y ha colaborado también en varias emisoras de radio y televisión. Es autora de numerosos libros, entre ellos "Dos Borbones en la corte de Franco", "Secretos y mentiras de la Familia Real", "Vips: Todos los secretos de los famosos", "Mujeres, veinte años después" y "Cibersexo". También de las novelas "Todo empezó en el Marbella Club" y "Callejón del olvido", de la biográfica "Quico Sabaté, el último guerrillero". Sus novelas históricas "Ena", "Pasión imperial", "María la Brava" y el relato biográfico, a caballo con la novela, "La soledad de la reina".

Reseña del editor: "Pilar Eyre, una periodista madura y aún presa de una gran pasión por la vida, conoce, durante un verano en la Costa Brava, a Sébastien, un corresponsal de guerra francés de gran atractivo. Entre ellos surge un amor inesperado que los lleva a vivir tres días de intensa relación erótica y sentimental. Cuando Sébastien desaparece repentinamente, Pilar lo busca con desesperación siguiendo las pistas ambiguas que el periodista ha ido dejando a su paso, pero los resultados son cada vez más sorprendentes y misteriosos. Esta no es una bella historia de amor crepuscular, esta es una bella historia de amor entre una mujer que se atreve a llegar hasta el límite y un hombre secuestrado por unos sentimientos imprevistos.
Mi color favorito es verte es una aventura real. Acerquémonos de puntillas y miremos por el ojo de la cerradura: ahí dentro hay una mujer desnuda".



Impresiones: Tácheseme de pedante, de alocado, de haber perdido el juicio, pero es mi opinión y me gusta, por encima de todo, llamar al pan, pan y al vino, vino.
Portada del libro

He terminado la novela, no debería haberla empezado. Desde hace algunos años he sentido cierta animadversión a los Premios Planeta. Coincidirá el lector en que nada tienen que ver con sus orígenes. He leído muchos "planetas", ganadores y finalistas, y me han gustado, eran realmente buenos, pero desde hace unos años a esta parte, no sé qué está pasando. Sobre mi cabeza hay un "run run", no sé lo que es, bueno si lo sé, pero me callo, no tengo ningún argumento válido para decir nada. Tal vez algún día se sepa, o quizás no. El Premio Planeta, termino y me centro en la crítica de este libro, se ha convertido en todo un acontecimiento social. No sería descabellado decir que el más importante de Cataluña, por supuesto y del resto del mundo, también. Digo que es más social que literario. Hay más farándula y politiqueo que plumas en los bolsillos de las chaquetas o en el bolso de las escritoras.
Centrándonos en lo que nos ocupa, la novela, porque no sé si es novela, me ha decepcionado mucho. Es mala de solemnidad. Según la reseña del editor, se trata de contar la vida de la escritora durante un periodo de tiempo determinado. ¿Y yo me pregunto? ¿A quién le importa los devaneos amorosos, sexuales y sociales de la autora? No le voy a negar la sal a nadie, pero creo que una persona que ya ha cumplido los 60, debería tener la cabeza más pegada a los hombros y amueblada, al menos con sencillez.
Su lectura me producía vértigo como consecuencia de la velocidad que imprime al relato, angustia y a ratos desasosiego, pero me propuse terminarlo y lo hice. Si en lugar de ser Pilar Eyre su autora, hubiese sido otra escritora de las que intentan sobrevivir en este mundillo, las críticas de los especialistas hubiesen sido de tanta crueldad que, seguramente, esta persona no hubiese vuelto a coger una pluma en su vida. Pero vivimos en un País donde el populismo y sobre todo el "famosismo" es la mejor tarjeta de presentación, como muestra un botón.
He leído en internet algunas frases de esta autora a propósito de este libro, que me han dejado más desconcertado aún, si cabe, y al tiempo me dan la razón: "Pedí permiso a mi hijo para publicar este libro". Más bien debería haber dicho en lugar de publicar, presentarlo al concurso. Se supone que no sabía que iba a ganar. Otra, "Ser finalista del Premio Planeta fue una gran decepción, creí que iba a ganar". La humildad siempre por delante. Otra más, un periodista le pregunta "Tantos años diciendo que el "Planeta" es un tongo... y ella, sin complejos, le responde: "Lo que he publicado es que es un premio por encargo, pero no sabía nada. Cuando Carmen Posadas dijo mi nombre me quedé en blanco". Si es por encargo, ¿por qué se sorprendió? Un enredo vamos.

Conclusión final: Novela para nada recomendable. Allá el lector si se quiere gastar 20 € que vale el libro, avisado queda. No quiero gastar ni un solo gramo más de tinta.